8 de abril de 2009

VISITA A SANGENÍS I VAQUÉ


El pasado miércoles 25 de marzo a primera hora de la mañana tras despejarnos un poco en el popular bar de la Plaza Catalunya de Porrera, nos adentramos a pocos metros de donde nos encontrábamos en Sangenís i Vaqué , la pequeña bodega que te encontraras sin darte a penas cuenta al entrar en el municipio.


Al entrar nos encontramos con la nueva generación de Sangenís i Vaqué, dos jóvenes hermanas, si bien la que nos atendió en todo momento fue una amabilísima y atenta María Sangenís.


LA HISTORIA


En 1978 Pere SANGENÍS y Conxita VAQUÉ empezaron a plantar las viñas en las fincas de Pere en el término de Porrera, en la D.O. PRIORAT. Sabemos que estas fincas habían pertenecido a su familia materna –MONLLEÓ- desde antes del 1700 y que principalmente se cultivaba viña en ellas. De hecho, a principios de siglo algunas familias del Priorato intentaron embotellar vino, pero no fue posible debido a que eran tiempos difíciles social y economicamente.

En 1979 Pere y Conxita empezaron a elaborar en la bodega de la Plaza Catalunya, la antigua bodega de Josep Simó, el abuelo de Conxita, el cual fue elaborador y comerciante de vino desde 1886 hasta su muerte. En esta bodega Pere ha elaborado nuestros vinos durante estos años combinando la tradición con las nuevas tendencias.


TIERRA Y CLIMA
Para producir la mejor uva es necesaria la mejor tierra, y la tenemos: Tierras permeables de pizarra (llicorella) y orientadas al Sur. La influencia de la brisa marina (Garbinada) suaviza el calor del verano y la vid puede realizar la fotosíntesi con la máxima efectividad.

El mantenimiento de la materia orgánica de la tierra se realiza con abonos naturales (estiércol de oveja) lo cual contribuye a que la vid supere el estrés hídrico del verano ya que la tierra retiene mejor la escasa humedad.

Chocó en un principio no encontrar numerosos depósitos de acero inoxidable, pero claro al tratarse de una vieja casa de pueblo donde la tradición de elaboración de vinos se remonta en el tiempo pues tienen la ventaja de utilizar los viejos depósitos de obra subterráneos, depósitos de obra o de cemento que poco a poco se vuelven a utilizar por la facilidad de controlar la temperatura de un modo más uniforme y que las viejas bodegas que no optaron por derribarlos o reconvertirlos en sala de crianza ya lo tienen.

En esta primera planta de recepción de la uva y vinificación destaca la amplitud dejando espacio más que de sobra para el almacenaje o como sala de cata improvisada.

VENDIMIA Y VINIFICACIÓN

La vendimia se realiza en el mejor momento de la maduración y las uvas son seleccionadas desde el momento en que se cosechan.

En la bodega el despalillado es suave para no maltratar los granos. Durante los primeros días de la fermentación se controla la temperatura a 29º Centígrados, después a 25º C y termina a unos 20º C. Los vinos para Crianza estaran entre 30 y 40 días en maceración ( depende del año). El prensado se realiza en una prensa vertical de pequeña capacidad (250 litros).

En el momento oportuno se desarrollará la fermentación maloláctica.

En la planta superior se encuentra la bonita sala de barricas de roble francés y americano de distintos tostados y diversos años aunque predominan las de primer año.


LA CRIANZA

Después de dos trasiegos tiene lugar la Crianza en barricas de roble francés de Allier (85%) y barricas de roble americano (15%) las cuales están hechas con las mejores maderas, secadas al aire libre durante 30 meses.

Doce meses después el vino se embotella sin clarificar ni filtrar y entonces tiene lugar la crianza en la botella hasta que el vino está en el momento óptimo para su consumo.


Para finalizar la visita procedimos a catar diversos vinos de la bodega en donde destaco un presente extraordinario y un futuro impresionante, la elegancia, equilibrio y finura de la cata del depósito que.....

Vinos catados en Bodega

De Sangenís i Vaqué empezamos probando el pequeño de la casa, una excelente representación del terruño y de la calidad de su materia prima, muy corpóreo, graso, con un carácter mineral muy fundido con el conjunto, una buena apuesta de futuro e inmejorable RCP.

Dana 2002, constatamos una madurez elevada del la añada en sí, aun quedaba algo de fruta presente, sin desmerecer, estaba para beber, sin más. Lastima no haber tenido oportunidad de probar alguna añada más reciente.

Vall Por,(a mi criterio) un vino correcto, sin mucho que ofrecer de nuevo( dentro de su gama). Quizás algo desequilibrado aunque muy vertebrado, mucha extracción y longevo, un poco duro su paso de boca. Y muy cerrado, este en concreto.

Coranya Potencia, elegancia y otras virtudes encontramos en el Coranya, un vino maduro, goloso y frutal, mineralidad muy marcada, especias, equilibrio, untuoso en su recorrido y muy largo. Un gran estandarte del buen hacer de esta familia y del potencial de sus viñedos.

Monlleó, hermano mayor de todos los anteriores, excelente selección de materia prima, buena elaboración, muy logrado en general aunque falto de equilibrio en su conjunto para lo que pretende ser, un vino de altura. EMHO.

Notas de cata proporcionadas por Carlos García Ilundain


fin

Enlaces de Interés







.
.

Visita la bodega y planifica tu ruta con:

Publicar un comentario